domingo, febrero 21, 2010

Afganistán

Por si alguien no lo recuerda, en el Consejo de Ministros del día 12, se acordó solicitar la autorización del Congreso de los Diputados para el despliegue de efectivos adicionales dentro de la misión ISAF-Afganistán. Serían 511 militares y 40 guardias civiles. Esta autorización se solicitó, por parte de la ministra Chacón, el miércoles, y no al pleno sino a la Comisión de Defensa del Congreso, donde también explicó las circunstancias del atentado o ataque que acabó con la vida del soldado John Felipe Romero Meneses el 1 de febrero. Sólo Gaspar Llamazares (IU) votó en contra del envío, como bien resalta Cero Negativo en su blog. Así, el envío fue finalmente autorizado en el Consejo de Ministros de este viernes. En una información de El País, la mención de esa aprobación por parte del Congreso les merece tan sólo las tres últimas líneas. Para justificar el hecho de que España duplique en un año su dotación permanente en Afganistán -de 780 el verano pasado a 1.551 el próximo-, Chacón apeló al "cambio de rumbo" de la operación "tras la llegada de la nueva Administración de Obama". O sea, lo que diga el señorito.

Más sobre Afganistán:

España tendrá de forma permanente un total de 1.549 efectivos en Afganistán, y triplicará su contingente inicial, con el último despliegue de tropas aprobado. En los ocho años en la misión ISAF de Naciones Unidas liderada por la OTAN, España ha participado con cerca de 14.000 militares, con un coste total de 1.550 millones de euros. Y, por fin, tras continuas evasivas y negativas, Zapatero acepta comparecer en el Congreso para explicar el futuro de la misión española. En su comparecencia, la ministra Chacón tuvo que reconocer que la misión se desarrolla "en un escenario altamente arriesgado de conflicto y guerra". El aumento de tropas supondrá un gasto de 100 millones anuales y elevará a 500 el coste de la misión en 2010.

El gobierno de coalición de los Países Bajos se disuelve porque los socialdemócratas (laboristas, el equivalente del PSOE) se enrocaron en su promesa electoral de fijar la retirada para diciembre de 2010 del contingente que tienen desplegado en Afganistán. El minoritario partido Unión Cristiana también estaba en contra de prolongar la estancia de los soldados holandeses. A favor, democristianos y calvinistas.

Más sobre Defensa:

Alakrana: el juez Pedraz investiga si Al Qaeda tuvo relación con el secuestro y el director del CNI explicará el martes en el Congreso su papel en la liberación del pesquero vasco.

Hoy el diario El País trata de justificar la elevada inversión presupuestaria en el capítulo de Defensa (creo que la I+D militar es a la I+D lo que la música militar a la música) bajo el argumento de la creación de empleo. Extractos: "En el cuarto país europeo que más invierte en I+D+i militar, nadie parece al tanto de las actividades que tienen lugar en los gigantescos centros tecnológicos del Ejército, nada se sabe de sus proyectos estrella, no se discute si ese dinero está bien invertido y hasta qué punto se justifica que los fondos públicos alimenten la creciente industria de Defensa". "España exporta alta tecnología militar, cuando, hasta hace bien poco, el único made in Spain militar que se conocía en el extranjero era el impreso en las armas cortas, la munición o los morteros, poco más. Las 850 empresas del sector que capitanean firmas como Navantia, Indra, Santa Bárbara-General Dynamics, GMV, Tecnobit, EADS-CASA, Sener, Amper, IT-Rolls Royce... sostienen 18.000 empleos directos y 50.000 más indirectos, y facturan unos 3.600 millones de euros anuales, el 40% de los cuales procede de la exportación, a Europa, en su gran mayoría". "Hablar de I+D+i militar está, sin embargo, mal visto en la sociedad española; es casi tabú en ambientes académicos que tienden a reducir esas actividades al "matar más y mejor" y a obviar el problema de la seguridad. El hecho de que una docena de universidades y 2.600 investigadores, encabezados por el ex director general de la Unesco, Federico Mayor Zaragoza, se hayan declarado objetores a la colaboración con el Ejército parece probar que la aplicación de la ciencia a lo militar sigue generando sentimientos de vergüenza".

Sobre EEUU:

El Departamento de Justicia estadounidense exonera a los abogados que durante el mandato de George W. Bush autorizaron y justificaron el uso de la tortura y archiva la investigación. Tan sólo se les ha responsabilizado de tener "escaso criterio", sin imputarles una falta profesional grave.

No hay comentarios: