domingo, diciembre 20, 2009

Copenhague

Un post de Rosa María Artal en El Periscopio.

Un vídeo:


¿Quién es el peligroso, éste señor o los demás, que han llegado a un acuerdo de broma?

Tras lo pasado estos días en la capital danesa, que tan bien resume Artal en su post, debo decir que se me ha caído un mito: Dinamarca. Ah, recuerden que si quieren quejarse a este país por lo ocurrido con los enviados de Greenpeace, deberán hacer presión a las autoridades danesas (ver campaña aquí). La secuencia de lo ocurrido antes y entonces la pueden ver en Radiocable. Me pregunto si lo que los daneses pretenden no será vengarse porque estas personas dejaron en ridículo el dispositivo de seguridad que protegía a los llamados "líderes mundiales". Y me pregunto si los políticos españoles serán capaces de remover cielo y tierra e interceder por López de Uralde igual que los remueven por mil estupideces al cabo del año. A que no.

No hay comentarios: