miércoles, mayo 12, 2010

CIS que estás en los cielos

Como ya hay y habrá cientos de blogs comentando los recortes anunciados hoy por el presidente del Gobierno en el Congreso (para muestra, Garea, Escolar, Abarca o Javi Moscas), pues ustedes busquen, comparen y elijan. En la tribuna, muy bien Duran Lleida, Joan Herrera y Joan Ridao. Yo resumo: pagaremos los de siempre, según parece. La mayoría pondrán a caer de un burro al jefe del Ejecutivo y dirán que Rajoy, además, es un demagogo, aunque algunas de sus propuestas sí resultan interesantes, pero claro, se tiene que aplicar el cuento allí donde gobierna su partido. Ojo, no sólo Rajoy ha criticado el anuncio, también los demás partidos, las ONG, y, oh sorpresa, Cándido Méndez, que se ha caído del guindo. Ahora, y sólo ahora, los sindicatos barajan movilizaciones. No les habrá hecho mucha gracia tampoco que Rajoy haya propuesto revisar (supongo que a la baja) sus subvenciones. También las de partidos y organizaciones empresariales, ojo. Bruselas está encantado porque al fin y al cabo son ellos los que lo han pedido. Y además la Bolsa ha subido, cómo no. Los inversores, felicísimos: "Creo que el Presidente ha superado las expectativas. El otro día pactaron la reestructuración del sistema bancario, hoy ha anunciado medidas concretas y contundentes para reducir el déficit público y ha anunciado que la reforma laboral se firmará en breve. Eso es lo que querían ver los inversores internacionales". La "conjunción planetaria" con Obama se ha sustanciado en que también le ha pedido a su amigo ZP que se ponga a podar estado de bienestar, por mucho que el PSOE intente defender lo contrario. Así que, una vez dicho esto, me voy a dedicar a un aspecto poco comentado del recién salido barómetro del CIS del mes de abril.

Según resaltaba Público de entre los datos ofrecidos en el barómetro, el número de católicos disminuye un 1,5% en un año, aumenta el número de personas que no acude a misa casi nunca y también los no creyentes con respecto a abril de 2009. Concretamente, el porcentaje de personas que se definen creyentes se reduce con respecto al barómetro del mes de abril de 2009 en un punto y medio. En total un 73,2% de los encuestados se considera católico, frente al 74,7% que lo hacían el año pasado. También suben aquellos que no acuden casi nunca a misa, el número de no creyentes y el de ateos.

En el documento, esto está en la parte titulada "Frecuencias de preguntas cruzadas por variables sociodemográficas: género, edad, tamaño de municipio y nivel de estudios". Nos vamos a la página 40 del visor, 37 en la parte inferior de la hoja, preguntas 33 y 33a.

Dejando aparte que habría que valorar qué tan fiable es un estudio con 2.479 encuestados totales, que en la subpregunta se reduce a los que dicen ser católicos o de otra religión, que son 1.870 (609 menos), me hago dos cuestiones. Una es por qué no se pregunta simplemente si uno es creyente en vez de distinguir entre católicos y creyentes de otras religiones, como hace el CIS. ¿A los de "otras religiones" no les preguntan qué credo profesan? Pues entonces eliminen la distinción. Y la segunda es, ¿por qué le preguntan a la gente cómo se define en materia religiosa si la Constitución dice, en su artículo 16.2 que "Nadie podrá ser obligado a declarar sobre su ideología, religión o creencias"? De acuerdo que no se obliga, que la respuesta es voluntaria, pero me sorprende que la gente, al parecer, desconoce ese derecho a no declarar, ya que tan sólo un 2,4% de los encuestados no contesta a la pregunta 33.

Ah, y volviendo al tema del principio... ¿Alguien sigue pensando que este Gobierno es de izquierdas? Que hagan el CIS ahora, a ver qué nos sale...

No hay comentarios: