jueves, diciembre 10, 2009

Paga, paga, paga

Arantxa Sánchez Vicario, condenada por el Supremo a pagar 3,5 millones a Hacienda. Lo de que vivía en Andorra no ha colado. Recordemos que esta señora tiene un Premio Príncipe de Asturias y fue con la delegación de Madrid 2016 a Copenhague. Así nos va.

1 comentario:

Angel Cabrera dijo...

Ahora a por ciertos famosos que viven en Miami y alrededores...