jueves, septiembre 03, 2009

Principesco chanchullo

¿Por qué los medios de comunicación establecidos no se atreven a criticar el desprestigio que ha ido adquiriendo el Premio Príncipe de Asturias de los Deportes? Primero porque sus presentadores y directores forman parte del Jurado. No se lo ha llevado Gemma Mengual ni sola ni con sus compañeras de la sincro, tampoco la selección de waterpolo masculina o las de hockey, las que más éxitos nos han dado desde siempre, ni la escaladora Edurne Pasabán, ni tampoco el gran Ángel Nieto. El premio en la categoría de deportes de los Príncipe de Asturias es siempre el más controvertido de todos. En su momento se lo dieron a Arantxa Sánchez Vicario cuando coleaban aún sus líos con Hacienda, se lo dieron a Fernando Alonso cuando aún no había ganado nada, el año pasado a Rafael Nadal cuando aún le quedan muchos años de carrera, a todo aquel que saben que no puede ir a la entrega lo borran de la lista -así han descartado este año a Bolt-, gente como Alfredo Relaño o J.J. Santos se negaron a formar parte del jurado vistos los tejemanejes y chanchullos que ahí pudieron contemplar. Pero en el jurado hay periodistas de los principales medios españoles, que se pasan ahí unos días, los que sean, deliberando y pegándose la buena vida, con lo cual es lógico que luego ninguno de sus medios se atreva a criticar la idoneidad de las concesiones. Parece claro que algunos de los principales candidatos, como Roger Federer, Marta Domínguez, Pau Gasol -que ya lo ganó como miembro de la selección-, el equipo español de natación sincronizada y el Fútbol Club Barcelona, así como su entrenador, Pep Guardiola, que estaban entre las 25 candidaturas, preferían no ganarlo, ya que el jurado en algunos casos ha hecho más bien política y sectarismo que valoración real de las trayectorias deportivas. Además casi siempre hemos ido a rebufo de los Laureus, como cuenta hoy Juan Mora. El blog Kabila también habla hoy de estos premios y defiende la candidatura de la bella e insigne Gemma Mengual, todo un ejemplo fuera y dentro de, este caso, la piscina. A ver si se lo dan antes de que se retire... En todo caso para mí esta categoría sobra dentro de estos premios y no sé quién tuvo la "brillante" idea de incluirla. Yo creo que, en general, este premio prestigia a España, salvo la categoría de deportes por las razones ya explicadas. Es la única que siempre se discute y parece trufada de oscurantismo y turbios manejos e intereses.

No hay comentarios: