domingo, septiembre 06, 2009

La caraba en bicicleta: El País machaca a Zapatero

Se veía venir después de lo de la TDT de pago, que Prisa ya no le iba a bailar el agua al Gobierno socialista. Pero lo de este domingo en el suplemento Negocios de El País es un torpedo a la línea de flotación. Vale que la noticia más destacada vuelve a tener relación con el caso Gürtel y la conexión valenciana, y la foto de portada es para un mulá talibán en Afganistán, pero el contenido del suplemento económico, en el faldón a la izquierda, es el que sigue (sírvanse clicar encima de la imagen):
















No sé ustedes, pero el dibujito, con los tiburones del paro, el PIB y el déficit rodeando a ZP al timón del barco a la deriva que es España, el titular, y lo de "un Gobierno errático en su política económica", más ese artículo "Donde dije digo... digo impuestos", porque el presidente dijo en el Debate del Estado de la Nación que no los subiría, se las trae y me parece bastante demoledor teniendo en cuenta la permisividad que El País había mostrado hasta la fecha con la 'política' económica del Gobierno. Ver para creer.

Ah, Afganistán... Que sí, que las tropas originales las mandó Aznar en 2001, pero el Gobierno actual las ha seguido mandando. Con la excusa de que hay detrás una resolución internacional, se ha dicho que era una misión de paz y de reconstrucción, lo que ya no hay por dónde cogerlo. En abril se pidió al Congreso autorización para mandar un aumento de tropas "temporal" para las elecciones afganas, y ahora, saltándose aquello, se quiere hacer ese aumento permanente, y pedir permiso para otros 200 soldados más. Las asociaciones de militares ya se le rebelan a la ministra Chacón -que dijo que ella es pacifista y nuestro ejército también lo es- y dudan de la capacidad de nuestras tropas para asumir la escalada bélica. Más soldados puede, pero también más medios, y que reconozca la verdadera naturaleza de la misión. Eso es lo que pide Rajoy, mientras que Cayo Lara reclama directamente la retirada de las tropas. Otro manchón en la agenda del Gobierno.

No hay comentarios: